En la primera parte de este artículo te dimos los primeros consejos que debes seguir para comenzar a invertir en bienes raíces y crear un patrimonio sólido, estable y a futuro a través de propiedades inmobiliarias, la inversión más rentable y segura.

En esta ocasión te presentaremos tres consejos importantes y útiles al momento de pactar el contrato de compra venta, antes, durante y después de este proceso.
07_blog_pensando

5. No te dejes llevar por la emoción del momento

Quizás no parezca un consejo de importancia, pero si es la primera vez que adquieres un inmueble para invertir a futuro, debes mantener la cabeza fría y evitar cualquier tipo de sentimentalismo, pensar objetivamente y recordarte que es un proceso de transacción, no un proyecto personal.

Mostrar tus emociones al momento de ver la propiedad y ser muy vocal al respecto podría traducirse en dificultades y trabas al momento de la negociación.

6. La negociación es INDISPENSABLE

A pesar de que el precio parezca ideal, nunca te vayas sin negociar: muchas veces el vendedor no está seguro de la venta, o ha incrementado el precio del inmueble pensando en llegar al precio real durante el proceso de negociación, por lo que esta es parte fundamental en la transacción de compra-venta.

7. Negocia siempre basándote en el respeto

Una negociación exitosa no debe basarse en un juego de poder, sino en el respeto mutuo entre comprador y vendedor, por lo que este es un aspecto que no debe omitirse por ninguna razón o circunstancia.

Evita hablar mal de la casa, la zona, los vecinos o de cómo hay mejores propiedades a mucho menor precio, esta actitud no te llevará a nada ya que demuestra que no estás dispuesto a negociar y mucho menos a invertir, ¡no te cierres la puerta!

En nuestra próxima entrega te hablaramos de todos los requerimientos técnicos y legales que debes conocer antes de cerrar el trato, ¡hasta la próxima!